SÍGUENOS EN

LA EFEMÉRIDE: 4 DE SEPTIEMBRE DE 1781

El 4 de septiembre de 1781, Fray Junípero Serra, franciscano mallorquín, fundó la ciudad de Los Ángeles en el Virreinato de la Nueva España, que andando el tiempo se convirtió en parte de los Estados Unidos de América.

No fue esa su primera fundación, que fue la Misión de San Diego. Hubo más: San Francisco, Sacramento, Monterrey, hasta nueve, la mayor de las cuales es hoy día Los Ángeles. Y ojo que, cuando empezó esta heroica y magnífica andadura, Fray Junípero Serra tenía 58 años de vida. Pero no 58 años de 2018 sino 58 años de 1769 (San Diego). Lo dicho, un hombre extraordinario.

Indios y españoles mestizaron de inmediato, produjeron los bienes necesarios para su supervivencia, vivieron juntos sin mayor dificultad y establecieron la base de un nuevo gran país (México ya lo era), el área suroeste de un imperio que con el andar del tiempo se ha convertido en la nación más importante del mundo. Con la cruz católica en una mano y el arado en la otra, los sacerdotes y soldados españoles dieron a luz un nuevo mundo. Los indígenas ocupantes del resto del territorio norteamericano no tuvieron tanta suerte: cayeron del lado anglosajón y ello les costó la vida a la mayoría, la libertad al resto y el enclaustramiento a los supervivientes. Los protestantes, ya se sabe.

Una estatua de Fray Junípero Serra adorna el Capitolio, en Washington. No hay más españoles.